La Página principal   » CONSECUENCIAS    » Daños hechos a la cultura   

Daños hechos a la cultura

  



En los principios del años de 1900, Armenia rompiendo las reglas de la ONU ocupó el 20 % de los territorios de Azerbaiyán y sus fuerzas militares destruyeron todos los monumentos antiguos en los territorios ocupados que eran muy valerosos para Azerbaiyán. En el resultado de la invasión en los territorios ocupados, las cueva muy antiguos, Azij y Taglar que eran de los primeros hogares de los humanos, las tumbas antiguas en las regiones Garakopek, Uzarliktapa fueron usados por los razones militares y a propósito fueron destruidos. Además de las tumbas en las regiones de Joyali, Agdam, Agdara, Fizuli, Yabrail, también las tumbas, mezquitas, lugares sagrados, sepulturas en las regiones de Kalbayar, Gubadli, Zangilan, Fizuli y los monumentos heredados de Albania Antigua y otros monumentos nacionales fueron destruidos. Los armenios barbaros destruyeron las mezquitas en Govjaraga, Kocharli, Mardinli, los museos de las casas de los compositores famosos como Uzeir Gayibaiov, Bulbul, el complejo del palacio de Jurshud Banu Natavan, las casas de Firudin bai Kocharli, Zojrabbailarov, del poeta, pintor y científico Mir Mojsun Navvab y otras casas construidas por el estilo oriental, las sepulturas antiguas, el monumento de M. P. Vagif que era un poeta famoso, el palacio de Panaj jan en Agdam, las mezquitas, esculturas de piedra, tumbas antiguas y además de destruir todo eso, llevaron las cosas valerosas de los museos de Azerbaiyán a Armenia. 

Actualmente ellos siguen destruir los recuerdos culturales en los territorios ocupados. Ellos realizan las excavaciones ilegales, destruyen las tumbas y llevan todo lo que pueden encontrar a Armenia. En Nagorno Karabaj y otras regiones ocupadas aun existen los monumentos muy pero muy importantes, no solo por el país, sino por todo el mundo. Con eso aun 22 museos, 927 bibliotecas, 808 clubes, 4 teatros, 8 parques, 4 galerías del arte, 85 escuelas de música, 5640 instrumentos de música están en las manos de Armenia.
Además de los monumentos que no fue posible definir sus precios, la cantidad del daño dado a Azerbaiyán fue 23 mil millones 680 millones manates  o 6 mil millones 71 millones de dólares.
Durante el ataque a Azerbaiyán el Museo del Pan en Agdam que era el único en la URSS fue destruido y las cosas valerosas de estos museos fueron llevadas a Armenia. 
Esta invasión afectó a la cultura de Azerbaiyán muy terriblemente. Solo en la ciudad de Shusha 8 museos, 31 bibliotecas, 17 clubs, 8 centros culturales fueron destruidas.
En los museos que fueron ocupados por los armenios había las cosas valerosas, los cuadros y esculturas, las alfombras azerbaiyanas muy famosas, los recuerdos históricos de las personas famosas y otras materiales que tenían tanto valor para Azerbaiyán. Además fueron destruidos los fondos en los que se guardaban los cuadros y esculturas famosos de Azerbaiyán en Shusha, Lachin y Gubadli. 
Los armenios mostrando una barbaridad extrema, robaron todo lo que podían encontrar en los territorios de Azerbaiyán. Y los monumentos que no era posible llevarse fueron destruidos y disparados. Una parte de estos monumentos con mucha dificultad se obtuvieron y trajeron a Bakú, ahora se guardan en el Museo del Arte de Azerbaiyán.
No es posible definir los precios de estos monumentos que tenían un valor grande para Azerbaiyán. Es un problema muy importante guardar los monumentos culturales y históricos que se heredan desde la antigüedad y tienen un valor para la cultura de Azerbaiyán.
En final hay que destacar que destruir los monumentos históricos en los territorios ocupados es prohibido y eso significa que Armenia ha roto las reglas de “ Conservar el patrimonio histórico y cultural del mundo ” de YUNESCO en 1972, “ conservar el patrimonio arqueológico ” de la Convencía de Europa en 1992, “ Conservación de los monumentos históricos durante el ataque ” de la Convencía de Haga en 1954. 



Se ha leido: 3045